jueves, 14 de enero de 2010

dos fuegos



Con el frío de invierno a veces me quedo hipnotizada observando el fuego de mi chimenea, gran compañía, lo miro lo miro y no me canso de mirarlo, a veces incluso tengo en la cara la misma sensación que cuando la pongo al sol en veranito, sólo que el bronceado no aparece. Me fijé en el color del fuego, los colores y yo, yo y los colores, ...naranja, rojizo, fuego de madera, y me acordé de lo distinto que se ve el color del fuego de la cocina, azulado, lila, a veces puntas anaranjadas, los dos queman, dan calor, hacen buena compañía, y pueden tener colores distintos.

3 comentarios:

Luis dijo...

increíble que sean lo mismo y sean tan distintos.

Adoro al Sol

tina dijo...

si...yo también adoro el sol!

vanesa dijo...

y yoooooo...